viernes, 19 de diciembre de 2008

MÁS ALLÁ DE LOS INFIERNOS...

Me váis a permitir que comience esta entrada con los mismos versos de Álvaro Flórez Estrada con los que Juan Martín inició su Guía de Somiedo...

"Permita Dios que te vayas
más allá de los infiernos,
al Principado de Asturias,
al Concejo de Somiedo,
hasta el monte de Tibleos,
donde el diablo dijo miedo"

Y comienzo con estos versos porque podrían aplicarse perfectamente a uno de mis rincones favoritos del Concejo de Ibias, quizás el pueblo más recóndito dentro del Territorio de "El Lejano Oeste".



Dos son las características que más me llaman la atención de VALDEBÓIS/VALDEBUÉIS:

Una es su propio nombre "VALLE DE BUEYES" que ya de por sí describe la orografía de este enclave y lo complicado de su acceso. Primero, las curvas del puerto del Connio y, una vez coronado este (suponiendo que las nevadas no lo hayan convertido de nuevo en el puerto de Asturias que primero se cierra al tráfico), una pista sin asfaltar que tras unos tortuosos 6 Kms nos deja frente a un pueblo de postal con sus casas apiñadas mirando hacia el cordón umbilical que las une al resto del mundo e ignorando el amenazador canchal de piedra a sus espaldas.




La segunda característica que hace de Valdebóis un pueblo único en Ibias es su pertenencia desde 1988 al ámbito de la Reserva Natural Integral de Muniellos, que junto con La Viliella ostentan el privilegio de ser los únicos pueblos habitados dentro del recinto de la Reserva. Si esta condición supone una ventaja o un inconveniente para sus habitantes no lo tengo nada claro. Lo que sí es cierto es que la sensación imperante mientras uno se acerca dando tumbos con el coche por la pista de acceso es que es la penitencia que hay que pagar por invadir un espacio en el que la naturaleza ha decidido ser la dueña y señora.




A pesar de su diminuto tamaño, Valdebóis está lleno de rincones con encanto, como las dos ventanas que véis en la parte superior, o estos impresionantes hórreos tallados y policromados, que sin duda deberían ocupar un lugar privilegiado dentro del patrimonio de arquitectura rural del concejo de Ibias






Sin olvidarnos, por supuesto, de estas colmenas camufladas entre las piedras del canchal...


O de estos otros trobos dignos de una postal...


Si después de leer esta entrada, a alguno le entran ganas de salir corriendo para visitar VALDEBÓIS, que procure informarse antes del estado de la pista que conduce hasta el pueblo y que se encomiende al santo de su devoción... Algún inconveniente tiene que tener vivir en el Paraíso (¿o debería decir "más allá de los infiernos"?)...

12 comentarios:

el bandido de tormaleo dijo...

Pues desde el mirador que hay, vaya vista que hay del monte de Valdebois, por eso es Reserva, aunque tenía que llamarse Gran Reserva.

Por otro lado, vaya hórreo. Menos mal, que como casi todo en Ibias está escondido o no es fácil de llegar o dar con ello, y así no viene alguien de fuera que diga: Me lo llevo.

Bernar dijo...

Qué razón tiene el bandido en sus últimas frases...

Jose de Mingo dijo...

Hola María
Aunque no tengo el gusto de conocerte, quiero felicitarte por el blog tan interesante y ameno que estás realizando. Desde que lo descubrí vengo entrando con asiduidad y hoy ya me he decidido a ponerte este comentario.
El Lejano Oeste. ¡Qué nombre tan apropiado para el lugar sobre (y desde) el que escribes. Uno que, aunque lleva muchos años fuera, visita la comarca con asiduidad y la lleva muy dentro, Ibias le trae gratos recuerdos de juventud: ¡cuantos días pasando el puerto del Connio para echar unos bailes por San Antolín, Marentes o Cecos!. Algunos menos por El Bao, Sisterna o Tormaleo.
Hay muchos "lejanos oestes", pero a Ibias, por desgracia, ninguno lo gana en Asturias. Que blogs como el tuyo y los que veo en tus enlaces sirvan para poner a Ibias en el lugar que se merece.
Un saludo.

Nome Andrés dijo...

No he visto en las fotos nada de plástico ni de aluminio... es una cultura en la que todo el ingenio surgía de la naturaleza, los árboles, la piedra, el agua, los bueyes... Te sigo. Un saludo

Vintage+Chic dijo...

Qué pasada ese ¿canchal? de piedras y qué guapas las fotos con las colmenas. ¿se supone que el oso no puede caminar por las piedras o simplemente están ahí las colmenas porque no había otro sitio donde ponerlas?

María del Roxo dijo...

Bandido/Bernar: "Gran Reserva" es la denominación justa... y los hórreos son espectaculares!
Jose: Gracias por tu comentario. Voy a enlazar tu blog.
Nome Andrés: Pocos sitios así quedan ya... de todas formas, no culpo a nadie por intentar mejorar su calidad de vida (y esto, lamentablemente, puede incluir el aluminio o el plástico). Si a la Administración le preocupara mínimamente las condiciones de vida de los habitantes de estos pueblos, no se cometerían tantas aberraciones como se cometen.
Vintage: Los osos caminan por donde haga falta. Supongo que la ubicación se debe a la falta de espacio o a que es el lugar más soleado... no sabría decirte.

Anónimo dijo...

maria, ibias esta llena de estos lugares, esta interesante tambien el castelo y peña furada, tiene una historia interesante saludos, muy buenos tus relatos, te sigo

maria i. dijo...

ese anomimo es mio, no se por que salio asi saludos

intelligence dijo...

It seems different countries, different cultures, we really can decide things in the same understanding of the difference!
nike shoes

PAÑEDA dijo...

Bueno, pues gracies por la invitación, toi avisau. Con respecto a Valdeboís pues que ye uno de los candidatos a servir de exemplu (tengo que reconocer que pasé pere-qui varies veces pero nunca llegué a el) habría que miname la carretera pa que de esta nun caiga. Salud.

Anónimo dijo...

Hola, me he encontrado con este blog por casualidad y solo decirte que mi familia es de Valdebois, la panera es de mis abuelos, aunque creo que ya son unas fotos de hace tiempo por que la pintura ya esta bastante decolorada..
La verdad es que es un paraíso, siempre que voy desconecto por completo.

Un saludo y felicitarte por dar a conocer este rincón tan lejano.

María del Roxo dijo...

Hola "Anónimo". Gracias por pasarte por el blog. Valdebois es uno de mis pueblos favoritos dentro del concejo. La panera es FABULOSA y las fotos están hechas hace sólamente un par de años. No creo que haya vuelto a ser pintada desde entonces... No lo sé...
Un saludo desde Villaoril.